Operaciones intradia

¿Qué son las operaciones intradia?

Las operaciones intradía forman parte de las estrategias que se emplean para acudir al mercado en busca de beneficios y consisten en comprar y vender activos durante una misma jornada. Esta forma de operar es una de las más utilizadas en La Bolsa o Forex. El objetivo es obtener rentabilidad a corto plazo abriendo y cerrando un gran número de operaciones en un mismo día.

Los operadores que emplean este sistema buscan los beneficios en los movimientos al alza y a la baja que se producen en los precios de los activos. Siempre compran y venden productos que sean muy líquidos y con precios que no experimenten movimientos bruscos durante la jornada para evitar riesgos.

¿Cómo se desarrollan las estrategias intradia?

Las operaciones intradia se inician escogiendo aquellos valores con los que se operará antes del cierre de mercado. Los inversores siempre buscan adquirir un valor que tenga un precio bajo y venderlo por una cantidad más alta al final de la jornada, por eso las operaciones se suelen realizar en momentos alcistas o de crecimiento.

Todos los operadores elaboran un plan de trading para mover sus recursos en función de las fluctuaciones del mercado. Los inversores que realizan operaciones intradia conocen los indicadores técnicos y con la información que obtienen tratan de anticiparse al propio mercado. Antes de operar de este modo los inversores y sus analistas también realizan un estudio sobre el movimiento de los precios para evitar que las decisiones precipitadas lleven a las pérdidas.

Una vez que se ha recopilado toda la información, los operadores trazan estrategias que les lleven a obtener ganancias, pero que sobre todo reduzcan los riesgos de pérdidas. El mercado varía constantemente y por eso en las operaciones intradia la estrategia formulada para una jornada no suele ser efectiva para la siguiente o necesita alguna adaptación. Estas variaciones provocan que los inversores se apoyen en analistas con experiencia.

Riesgos del trading intradia

El riesgo es un elemento que está muy presente en las operaciones intradia porque se opera con un espacio temporal muy pequeño. Para reducirlo los inversores suelen realizar un gran número de operaciones buscando que las ganancias compensen a las posibles pérdidas. También recurren a las técnicas de apalancamientos que les permiten multiplicar las ganancias de sus inversiones, pero en este caso el riesgo es alto porque las pérdidas también pueden ser mayores. 

El riesgo en las operaciones intradia se debe reducir aplicando medidas como no invertir salvo que se tenga la certeza de que se dispone de efectivo suficiente en caso de pérdida o estudiar la normativa de los mercados de valores extranjeros en caso de invertir en ellos.

Deja una respuesta