Largo Plazo

Largo plazo

¿Qué es el largo plazo?

El largo plazo es la máxima referencia temporal. Este término se utiliza a nivel financiero para nombrar a cualquier bien o producto financiero que supera el ciclo medio de explotación. En la inversión significa realizar operaciones que se resolverán en un largo periodo de tiempo. Se empieza a hablar de largo plazo cuando la explotación o la inversión superan los 12 meses, aunque en condiciones normales va más allá de los 5 años.

¿Dónde invertir a largo plazo?

Existen diferentes opciones donde invertir a largo plazo. Una de ellas es La Bolsa, generalmente se invierte en este mercado a corto o a medio, pero al hacerlo en largo en cierta medida se reduce el riesgo. La estrategia más común es invertir en empresas con valores bajos que se estima que subirán después de un año. El objetivo es aprovechar la variación de tiempo.

Otra opción son los fondos de pensiones. En estos productos el beneficiario hace aportaciones mensuales para contar con un dinero para su jubilación. En este caso el largo plazo es interesante porque no hay volatilidad.

Una alternativa a largo plazo es el crowdlending. Consiste en financiar a diferentes empresas que una vez que hayan desarrollado su producto e iniciado su actividad devolverán estos préstamos. Según las condiciones pactadas esta devolución llega con sus intereses correspondientes que de media son del 6%.

¿Cómo invertir a largo plazo?

Para saber cómo invertir a largo plazo evitando las pérdidas y obteniendo ganancias hay que aplicar una serie de pautas. La primera es emplear el sentido común y estudiar detenidamente el valor antes de destinar dinero a él. También hay que utilizar el dinero con el que se cuenta para invertir y no aportar una cantidad superior porque las previsiones sobre el activo sean optimistas. Otra recomendación es estudiar la evolución histórica del activo y comparar.

 

SUBIR
Abrir chat