Empresa matriz

¿Qué es una Empresa matriz?

Una empresa matriz es una entidad que tiene el control de otras compañías o una participación importante de sus acciones. Las otras entidades reciben el nombre de filiales y su funcionamiento depende de forma directa o indirecta de las directrices que establezca la empresa matriz. Una empresa matriz puede ser la dueña de todo el patrimonio de una empresa filial o de una parte de él.

La empresa matriz y sus filiales forman una especie de grupo en el que destaca un punto que es la oficina central que pertenece a la propia empresa matriz y es el lugar donde se establece la estrategia de todo el conjunto. La función de la empresa matriz es gestionar a sus filiales en todo tipo de ámbitos, estas pequeñas entidades dependen de la matriz.

¿Cuáles son los tipos de empresas matrices?

El nivel de mando que tiene la empresa matriz sobre una filial depende del número de acciones que tenga esa entidad matriz. En base a esta circunstancia se distinguen tres tipos de empresas matrices. El primero es el de unión de empresas en la que las filiales dependen de forma directa o indirecta de la matriz, el segundo es el de Unidad de administración en el que la matriz tiene cierta capacidad de influencia en las decisiones de todas las entidades del grupo o de las filiales y finalmente se encuentra el Proyecto de Creación de valor en el que el conjunto de todas las compañías generan un valor superior al que tendría cada empresa por separado.

También se puede dar el caso de que una empresa matriz tenga una incidencia directa sobre sus filiales, pero para que esto ocurra la entidad tendrá todo el paquete accionarial de la filial, en el caso del control indirecto la matriz utilizará a sus filiales que serán las pequeñas entidades que tengan un determinado número de acciones de la empresa que se quiere gestionar y que recibe el nombre de empresa subsidiaria.

¿Cómo funciona una empresa matriz?

Las empresas matrices pueden gestionar a sus filiales siguiendo dos modelos, uno de ellos es la gestión centralizada y otro la descentralizada, la diferencia entre ambos se establece en el nivel de autonomía que tiene la empresa filial, aunque siempre hay que tener en cuenta que la empresa filial es una entidad independiente de la matriz tiene una personalidad jurídica propia. La matriz es la que se encarga de establecer los objetivos generales de estas filiales que nunca pueden ir en contra de la dirección de la matriz.

La creación de los grupos empresariales que dependen de una compañía matriz ha aumentado considerablemente durante los últimos años. Este conjunto de entidades reciben el nombre de holding o conglomerado empresarial.

Deja una respuesta